Guillermo ‘Billy’ Viscarra, el arquero del momento

Tenía que ser tenista, pero al final fue futbolista.

Guillermo Viscarra Bruckner empezó raqueteando y acabó atajando. Viene de una familia ‘tuerca’. Su papá y su abuelo estuvieron ligados al automovilismo, como corredor y dirigente, respectivamente. Pero él corrió detrás de la pelota.

No fue una mala decisión, al contrario, hoy brilla en The Strongest.

Al Tigre llegó en su etapa de madurez después de su surgimiento en la Academia Tahuichi, un paso por el fútbol brasileño en el Vitoria, Bolívar, Oriente Petrolero, y por el Hapoel Ra’anana AFC de Israel.

Hoy, a los 29 años, es el arquero que le disputa la titularidad del arco de la selección boliviana a Carlos Lampe.

‘Billy’, como lo llaman, también destaca por su amabilidad, algo no muy común en estos tiempos en el fútbol nacional. Aceptó la propuesta de Diez para hablar de este buen momento.

-De chico, comencé jugando tenis y lo hacía de manera competitiva porque participé en los campeonatos departamentales y nacionales; toda mi vida deportiva giraba en torno al tenis. Solo en mi colegio (el Franco Boliviano) jugaba fútbol.

▶ ☛  El atleta boliviano David Ninavia se fue becado a Estados Unidos

– ¿Y cuándo dejaste el tenis?

-En realidad me cansé del tenis. Mi padre no quería que dejara el tenis porque tenía una beca asegurada en Estados Unidos; entonces me dijo que si quería dedicarme al fútbol, que lo haga pero en serio, que vaya a la Tahuichi. A mis 14 años comencé a ir a la Academia, llegaba en micro o en trufi, comencé a hacer mi propia vida. Fue ahí que mi padre recién se dio cuenta lo mucho que me gustaba el fútbol.

 Ahí comenzó todo…

-Sí, porque fuimos a jugar a Brasil la Copa 2 de Julio, en Bahía, me vieron dirigentes del Vitoria y a mis 15 años me invitaron a hacer una prueba en ese club. Fui al Vitoria, donde me quedé inicialmente tres meses y, al final, firmé un contrato simbólico porque mi edad no me permitía firmar un contrato profesional. Cuando cumplí 18 años ya pude firmar mi primer contrato. En realidad, fue mi etapa de formación porque cuando llegué sabía muy poco de mi puesto, pero luego aprendí mucho. Gané una gran experiencia porque salimos a jugar torneos a Alemania, Holanda y otros países, además de recorrer casi todo Brasil en sucesivos campeonatos.

▶ ☛  Chuma trabajó con el psicólogo y está para jugar

– ¿Cómo se produjo tu regreso al país?

– El profesor (Xabier) Azkargorta me convocó a la sub 20 que jugó en Argentina. Volví al Vitoria, pero vi que no tenía espacio. Entonces tomé la decisión de retornar al país. Llegué a Bolívar, estuve a préstamo un año y volví al Vitoria, y como no había espacio para mí, vine a Oriente Petrolero, donde sí pude jugar. Me fue muy bien en lo personal, lo que posibilitó ir a jugar a Israel una temporada.

– ¿Te fue bien?

-Sí, me fue bien. Terminé mi contrato y luego volví a Bolívar, pero ahí me lesioné del hombro debido a lo cual estuve parado casi un año. Posteriormente, vino el inicio de la pandemia, tampoco me fue bien.

‘Billy’ hace referencia a la lesión que lo tuvo al margen de las canchas 250 días.

¿Luego pasaste a The Strongest?

-Es que en Bolívar no me salían bien las cosas, no me sentía a gusto por lo de la lesión. Entonces tomé la decisión de cambiar de aires. Ahí me hablaron del Tigre. El primer año fui suplente de Daniel (Vaca), un referente. Me preparé con todo para cuando llegue mi momento. Sabía que sería este año.

▶ ☛  Bolivia convoca a 27 jugadores para el partido amistoso ante Perú

-Y llegó…

-Claro, y fue cuando yo estaba listo para asumir el reto. Hice todo para estar en la mejor forma. Hoy ya tengo más de 50 partidos con esta camiseta.

-¿Cómo evalúas este momento?

-Es el mejor momento de mi carrera. Me ha tocado vivir momentos muy buenos y otros no tanto; lo importante es asimilar todas esas experiencias.

-Ahora, ¿podés ser el arquero de la selección boliviana?

-Sí, totalmente, totalmente. Estoy más maduro y eso para mi posición de arquero es muy importante; incluso mi edad es la que se puede considerar ideal en mi puesto.

Claro y concreto. Billy Viscarra es el arquero del momento en el fútbol nacional. Sabe lo quiere y va en procura de sus objetivos. Ser campeón con The Strongest y atajar en la selección nacional.

//El Deber

🛡️

Utilizamos cookies para personalizar contenidos y analizar nuestro tráfico. View more
Accept